blog Aseguradoras y Seguros
Aseguradoras y Seguros de auto, Hogar, Salud, Vida y Ahorro

¿Cómo funcionan los seguros de vida?

Los seguros de vida son contratos que sirven como un respaldo económico y protección para los beneficiarios del asegurado en caso de que este falte, sufra una enfermedad grave o incapacidad accidental. En muchas ocasiones las personas no los contratan porque no saben cómo funcionan, por lo que a continuación te mostraremos de forma sencilla cómo funcionan los seguros de vida.

 

¿Cómo funcionan los seguros de vida?

 

 

¿Cómo funcionan los seguros de vida?

Los seguros de vida tienen funciones dependiendo del tipo de seguro y de su objetivo. Mientras que unos son sólo para contratar un capital que será pagado a los beneficiarios del asegurado si este muere o queda incapacitado, otros sirven como un fondo de ahorros para realizar proyectos o para disfrutar del dinero en la jubilación:

 

Seguros de vida - Protección

Los seguros de vida de protección funcionan como una garantía de que los familiares del asegurado recibirán el capital contratado en caso de fallecimiento del titular del seguro o si este queda totalmente incapacitado. Tienen beneficios diferenciadores en función de la aseguradora; por ejemplo, algunas ofrecen además de la cobertura de fallecimiento un porcentaje del capital contratado en caso de diagnósticos de enfermedades graves, incapacidad accidental, gastos funerarios, etc.

Por otra parte, los seguros de vida de protección se dividen en temporales y eternos:

  • Seguros de vida temporales: Estos seguros funcionan como una protección por un tiempo determinado, es decir, mientras se mantenga renovado el contrato. Pueden contratarse por costos más bajos que otros seguros dependiendo del plazo escogido (1, 5, 10, 15 o 20 años, o hasta alcanzar los 65 años). Este seguro indemniza a los beneficiarios en caso de fallecimiento del asegurado durante el tiempo en que se paguen las cuotas. Si el asegurado sobrevive al contrato, la compañía no pagará la suma asegurada.
  • Seguros de vida eterna: Este tipo de seguro se paga por tiempo indefinido, hasta que el asegurado fallece, por lo que garantiza e cobro de la suma asegurada por parte de los beneficiarios. En estos seguros existe una edad límite (entre 95 y 99 años) en los que, si el asegurado sigue con vida, este recibe el pago de la suma asegurada. De lo contrario, si fallece sus beneficiarios cobrarán el seguro. Suele ser más costoso que el seguro de vida temporal, pero genera dividendos que hacen que, al cabo de unos años, este sea autofinanciable.

 

Seguros de vida – Protección y ahorro

Este tipo de seguros de vida funciona como un plan de ahorros para el asegurado ya que le permiten contratar un capital a un tiempo determinado y, en caso de sobrevivir, recibir la suma asegurada. Se conocen como seguro de vida dotal y garantiza el pago del capital contratado a los beneficiarios en caso de que el asegurado muera mientras paga el contrato. Este tipo de seguro de vida es contratado por aquellos que quieren ahorrar para su jubilación o para algún proyecto y al mismo tiempo estar asegurado.

 

¿Cómo funcionan los seguros de vida? - Consideraciones

Sobre el funcionamiento de los seguros de vida cabe destacar algunos puntos:

  • Dependiendo de la aseguradora, se pueden acceder a adelantos de la suma asegurada en caso de enfermedad terminal o accidente del asegurado para cubrir sus gastos.
  • La mayoría de las aseguradoras hace el pago del seguro de vida en una sola cuota, pero otras ofrecen la posibilidad de dejar los pagos como un Fideicomiso.
  • Puedes contratar los seguros de vida que consideres necesarios, ya sea para aumentar el capital que reciba tu familia en caso de que faltes o para tener más beneficiarios.
  • La edad, estado civil, género, localidad donde vive, entre otros, son factores determinantes en el cálculo de la prima que deberás pagar.

 

Saber cómo funcionan los seguros de vida te ayudará a ver la importancia que tiene el contar con un respaldo económico que sirva de apoyo a la familia en caso de que faltes. No dejarle deudas a tu cónyuge e hijos y garantizar que estos puedan continuar estudiando, además de contar con apoyo financiero cuando más lo necesitas es el objetivo de los seguros de vida de protección. Mientras que si quieres ahorrar para tu retiro mientras estás asegurado, los seguros de vida con ahorro son una excelente alternativa.