Rankia USA Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal
Acceder
1 recomendaciones
En diversas épocas la guerra ha funcionado como un catalizador para activar la economía de cierta civilización, sector o grupo determinado de personas, a costa de promover el saqueo, la colonización y la sustitución de aquellos bienes que han sido destruidos por nuevos, de esta manera la riqueza fluye sólo por algunas manos.
 
Sin embargo, la idea de que la guerra es buena para la economía en tiempos recientes, viene de la primera y segunda guerra mundial; cuando Estados Unidos impulsó su industria armamentista, aeronáutica, naval, etcétera, promoviendo una gran contratación de personas a esta industria en auge; pero no solo industrias relacionadas con la guerra se beneficiaron en ambos conflictos a escala mundial, pues nuestros vecinos del norte vendían insumos de todo tipo a países europeos en la ruina; ya que sus industrias estaban devastadas, los países pagaban en oro físico y la súper potencia en ascenso acumuló año tras año un superávit comercial nunca antes visto, así como llegamos a escuchar hasta nuestros días, que la segunda guerra mundial sacó a los Estado Unidos de la Gran Depresión, destacando que el  país entró a ambos conflictos al final y su territorio nunca sufrió daño.
 
 
Incluso aquellos que creemos que el dinero y el poder mueven a algunos en la punta de la pirámide a promover estos conflictos, nos cuestionamos si las guerras mundiales y los actos bélicos posteriores que el imperio americano desató hasta nuestros días, fueron propiciados. Pensando más allá de lo que nuestros libros de historia universal o documentales nos quieran vender, la guerra sin lugar a dudas es el mejor negocio en este mundo, después de la emisión de moneda creada a base del crédito por los bancos.
 
Hoy en dia, de las 100 empresas que más beneficios aportan a la guerra, 39 son estadounidenses y debido a los conflictos que se desataron por el terrorismo en Medio Oriente, no es ningún secreto que estas entidades escalan nuevos máximos en el mercado de valores.
 
Por ejemplo, el gigante Lockheed Martin el principal contratista del pentágono y más importante empresa de la industria armamentista en el mundo, afirmó que prevé ingresos en el ejercicio del 2015 por 45,000 MDD y ganancias en el mismo año por 5,000 MDD, contra 3,614 MDD del 2014, es decir un aumento del casi 49%, cabe señalar que en el 2014 vieron cómo su beneficio neto aumentó un 21%.
 
Mostrando un gráfico de su actual desempeño en el NYSE
La guerra ¿Buena para la economía?
 
Boeing es una empresa de aeronáutica, proveedora para el departamento de defensa americano y el mayor fabricante de aviones comerciales, junto con su rival Lockheed Martin, la empresa presiona regularmente al congreso de EUA para ganar contratos militares y aumentar el gasto de defensa. Tuvo beneficios en el 2014 por 5,446 MDD, teniendo un aumento en su beneficio neto de 18% con respecto al 2013.
 
Mostrando su desempeño en el NYSE.
Mostrando su desempeño en el NYSE
 
Conforme a esto, la idea de que “La guerra es buena para la economía”, sí lo es como nación, mientras no esté implicada y venda a los participantes bienes y servicios, pero también es cierto que las últimas guerras sólo lograron beneficiar a estas industrias y crearon agujeros deficitarios en EUA, pero lo más importante a considerar, es que se puede impulsar la economía con ideas pacíficas, por ejemplo, sin el intervencionismo del estado.
 
En estos momentos debido a los ataques de falsa bandera adjudicados al terrorismo en occidente, la popularidad es para aquellos candidatos a la presidencia de Estados Unidos que hablan de fortalecer la defensa nacional y dejan todos los demás temas de lado. Por lo que mientras la sangre siga corriendo, los beneficios aumentarán y un nuevo conflicto bélico a escala mundial se vislumbra en un reloj en cuenta regresiva y no es difícil adivinar quiénes serán los principales beneficiados. 
 
Esto sólo se puede catalogar como otro acto desesperado después de varios intentos fallidos por impulsar las economías estancadas con métodos como la guerra de divisas, guerras comerciales y el último recurso “la guerra bélica”, sin lugar a dudas esto tampoco nos sacará de la recesión que se asome este año y el pronto derrumbamiento del sistema crediticio mundial, debido al riesgo de daños que está implícito.
  1. en respuesta a eowen
    #5
    Misael Mora

    Bueno, lo que es cierto que la guerra en sí es una actividad económica que requiere de grandes cantidades de dinero, hay muchas industrias relacionadas como el acero, transportes, aviación y mucha mano de obra. Es por esta razón que las guerras no se improvisan, se planean con anticipación porque se calculan muchas cosas al detalle.

  2. en respuesta a Misael Mora
    #4
    eowen

    Yo tengo otro enfoque, que me parece que abre más posibilidades "sanadoras". Si consideramos al planeta como un "ser vivo" (lo digo en un sentido algo más que metafórico, aunque no tan literal como algunos lo consideran), podemos pensar que está reaccionando como muchos organismos vivos, o sea, levantando "fiebre" y desarrollando "convulsiones" para expulsar a los agentes patógenos. Si nos seguimos comportando como tales, el planeta nos terminará "expulsando" hasta recobrar su homeostasis. O podemos intentar una metamorfosis urgente para ser parte de ese proceso homeostático. Pero si vamos por el camino de las guerras, seguiremos siendo "el mal".

    1 recomendaciones
  3. en respuesta a eowen
    #3
    Misael Mora

    Se va a leer cruel lo que digo, pero es otro enfoque, ¿en qué momento se desarrolla una plaga? según la biología ello sucede cuando no hay un depredador natural de alguna especie, entonces esta crece en población alterando el equilibrio de un ecosistema.

    ¿Actualmente no seremos una plaga para el planeta? somos tantos que ya consumimos recursos de planeta y medio y evidentemente solo tenemos uno, lo cual invariablemente llevará a problemas en muchas áreas. Alguna vez escuché a alguien decir que las catástrofes de la humanidad ya sean por enfermedades y por las mismas guerras generan una baja en la población, ¿será? esto es inhumano pero ¿que hacer entonces?

  4. #2
    eowen

    En las guerras siempre hay "ganadores" (entre comillas) y perdedores (sin comillas)... ganadores solo en términos económicos... pero nunca los beneficios económicos (ya sean individuales o colectivos) pueden justificar el costo en vidas y sufrimiento para miles y millones de personas. Finalmente, las guerras siempre son un retroceso para la humanidad como especie.

    2 recomendaciones
  5. #1
    Misael Mora

    Más que buen para la economía, las guerras desafortunadamente traen efectos positivos, pues los avances que ahí se desarrollan luego son usados, comercializados o industrializados para otras empresas de uso privado o civil.

    Por ejemplo, la radio tuvo avances importantes luego que su tecnología fue usada durante la Primera Guerra Mundial, con este conflicto quedó comprobada su uso y aplicación militar, además de usarse en la industria de la aviación civil, en la marina y en los ejércitos.

    1 recomendaciones
1 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...