Grecia , Santander y el EUR/USD, provocan una caída importante, pero no preocupante

Grecia , Santander y el EUR/USD, provocan una caída importante, pero no preocupante

Fuertes descensos en las Bolsas europeas en el día de hoy, liderados por el Ibex 35, al que le ha pesado especialmente el desplome de Santander tras el comienzo de la cotización de sus derechos. De nuevo, la composición sectorial del selectivo, y el mal comportamiento de uno de los grandes valores, perjudica el desempeño del índice respecto al resto de mercados europeos.

Pero, además, hoy se han dado otras circunstancias bajistas, que han afectado al resto de selectivos.

Desde la apertura, el mal cierre de Wall Street de ayer, fracasando una vez más en el intento de superar resistencias, generaba un mal punto de partida.

Otro elemento poco positivo lo encontramos en las últimas filtraciones en torno a las negociaciones de Grecia con Europa, y que apuntan a que el Gobierno heleno podría amenazar con la convocatoria de nuevas elecciones si Europa no facilita la aceptación de la ambigua lista de medidas. El FT, incluso, alerta de que Grecia estaría preparando un plan de quiebra. Pese a que el bloqueo de las posturas no está preocupando prácticamente nada  a las Bolsas europeas, la reunión del Eurogrupo del 24 de abril se acerca, sin que se conozca ningún avance.

Las caídas se han acelerado por la tarde, cuando el EUR/USD se ha puesto a subir.  El Euro ha tenido un buen día, tras la publicación de algunos datos macroeconómicos positivos en Europa, como la Producción Industrial del mes de febrero, los Precios Mayoristas de Alemania, o algunos datos de IPC que muestran a un repunte de la inflación en marzo.

En EE.UU., por el contrario, se han publicado unas Ventas Minoristas ligeramente peor de lo esperado, mientras que los Precios de Producción Industrial y los datos de inflación subyacente, han cumplido las previsiones. Pero el hecho de que el FMI haya elevado las previsiones de crecimiento para la economía de la Eurozona, y haya reducido las de EE.UU., ha acabado por transmitir de nuevo debilidad al Dólar por tercera vez en las últimas semanas. Y este es el principal catalizador de las Bolsas europeas desde hace semanas, siendo muy difícil ver subidas en las plazas del Viejo Continente si el Euro no se debilita. Es la correlación imperante este año.

Los niveles tan elevados en los que cotizan los selectivos europeos, tras los ascensos de la última semana, facilitan la aparición de recogidas de beneficios, especialmente visibles en el sector automovilístico y bancario en el día de hoy.

Sin embargo, los índices europeos siguen cotizando por encima de anteriores resistencias (11.600 en el Ibex, los 12.000 del DAX), lo que le resta dramatismo a la caída hoy. Una apreciación adicional del EUR/USD, o una mayor preocupación sobre el rumbo de las negociaciones con Grecia, parecen los únicos peligros potenciales para que las Bolsas europeas pierdan los soportes, y se desate una corrección mayor.