Contratos por diferencias

Descubre el mercado de los contratos por diferencias y estrategias con CFDs

¿Cúal es la diferencia entre operar con CFDs al contado y CFDs sobre forwards?

La operativa con CFDs es una operativa muy común por la flexibilidad que ofrece. Los CFDs permiten apalancarse, es decir, mover más dinero en el mercado del que realmente tienes. Pero además los CFDs te dan ciertas ventajas respecto a operar con otros activos, como es la capacidad de ponerse corto (vender un activo financiero sin tenerlo en posesión) para poder ganar de las caídas en el mercado. 

¿Qué es un CFD al contado?

El contrato por diferencias es un acuerdo donde se intercambia la diferencia de valor de un activo entre el momento de apertura y cierre del contrato, y te permiten operar sobre cualquier tipo de mercado. Cuando compramos un CFD al contado, estamos eliminando el efecto apalancamiento, ya que estaremos comprando solo una parte proporcional del activo para que las pérdidas que podamos tener no sean superiores al valor de nuestra cuenta. 

¿Qué diferencia hay entre comprar un CFD al contado o una acción? 

A parte de la posibilidad de ponerse corto, con una acción estamos limitados a un tipo de activo, mientras que con los CFDs no. Estos instrumentos dan también la opción de operar sobre una gran variedad de activos como pueden ser índices, bonos o materias primas.

 

¿Qué son los CFDs Forwards?

Los contratos forwards son contratos establecidos entre dos partes para comprar o vender una cantidad determinada de un activo a un precio establecido en una fecha futura determinada. Es decir, éstos son contratos en los que se estipula un precio de compra de un activo en cuestión, y una fecha de vencimiento que se cerrará con el precio que haya en ese momento en el mercado. El contrato forward debe especificar el tamaño del contrato y la fecha de finalización. 

El precio del forward se determina mediante la previsión los intereses de financiación y los dividendos que puedan existir (si es sobre una acción o un índice). Con los forwards no es obligatoria llegar a vencimiento puesto que se puede cerrar la operación realizando la orden contrario, y cubriéndose de esta manera.

Operar con estos instrumentos derivados requiere menos garantías (lo que equivale a más capacidad de apalancamiento), ya que permite fraccionar la posición y operar con nominales más pequeños. También las comisiones de este tipo de instrumentos suele ser más baja.

 

Diferencias entre operar con CFDs sobre Futuros o con CFDs al contado

Existe cierta diferencia entre el precio de los CFDs forwards y el precio al contado de los CFDs. La base refleja esa diferencia entre un precio y otro. 

Base = Precio forward - Precio al contado

Esta diferencia en ambos precios disminuye a lo largo que pasa el tiempo y la fecha de vencimiento se acerca. En la fecha de vencimiento, ambos valores serán el mismo y la base será 0. Por lo que esto hay que tenerlo muy en cuenta si no se tiene claro el hecho de mantener un futuro hasta vencimiento, ya que el precio podrá estar por encima o por debajo del precio de la divisa al contado.

Aquí tenemos un ejemplo de un CFD al contado sobre el Dow Jones 30 (arriba) y CFD forward tambien sobre el Dow Jones 30 (abajo) con la plataforma de Swisquote:

En este caso real, el CFD al contado ha abierto en los 19 779,5 puntos, y el del CFD forward en los 19 767 puntos, lo que es una diferencia de 12,5 puntos en la apertura el día 13 de diciembre. y un mes más tarde la diferencia está en 75 puntos. Esto es lo que representa la base, y a medida que se acerque el vencimiento (marzo 2017) esta diferencia debería ir reduciéndose. 

¿Cuándo es conveniente invertir al contado y cuando con forwards?

El CFD al contado tiene spreads más baratos que el Forward, aunque si se quiere mantener la posición abierta más allá de la sesión, existirá un coste por swaps. Por eso si lo que queremos es especular en el corto plazo con operaciones intradía operar con CFDs al contado será la mejor opción ya que tendremos que soportar menos costes. Para mantener la posición abierta durante la noche o incluso varios días, los CFDs forwards son una mucho mejor opción ya que aunque tengan spreads un poco más altos, nos ahorraremos el coste del swap. 

Con el broker Swissquote, por ejemplo, se puede operar en MetaTrader 5 y MetaTrader 4 con más de 70 pares de divisas, diferentes materias primas, índices y bonos con ambas plataformas, y la hora de cierre hasta la cual se puede mantener una posición sin que te cobre swaps son las 23 h.

  1. #1

    Alberto Mh

    Interesante post, parece que ha sido escrito para mi. He operado algo en Índices con CFD´s al contado y empezaba a preguntarme justamente lo que explicas, me abres una nueva puerta a la hora de plantearme diferentes estrategias.
    Gracias

Autor del blog

  • Rankia

    Portavoz oficial de la empresa editora de este sitio web Rankia

Envía tu consulta