blog Créditos hipotecarios, personales y empresas
Alternativas de financiamiento: Infonavit, Fovissste...
Te mostramos cómo liquidar tu Buró de Crédito, sin compromiso

En México se venden más casas usadas que nuevas ¿por qué?

Desde hace unos años, en México se está dando el fenómeno de que las personas prefieren comprar una casa usada que una nueva, así lo dice el hecho que en 2014 la venta de casas usadas representaba 24% de los créditos colocados en el país, mientras que  actualmente ese porcentaje pasó al 35% durante el primer semestre de 2018, de modo que se venden menos casas nuevas, pero ¿por qué en México se venden más las casas usadas?

En México se venden más casas usadas que nuevas

¿Sufren los desarrolladores?

Podría ser. La Comisión Nacional de Vivienda informa que la venta de casas nuevas que se financian por medio de bancos, Infonavit y otras empresas, cayó 11% en este periodo, esta es su tercera baja consecutiva en un mismo periodo.

 

Del otro lado de la moneda, los préstamos hipotecarios solicitados para casas usadas subieron 12% a nivel nacional, de modo que las viviendas usadas compradas a crédito representaron 35% de todas las hipotecas vendidas en el país.

 

Los desarrolladores atribuyen esta baja en ventas al hecho que tuvieron que subir los precios de las viviendas debido a que los precios de los materiales de construcción se elevaron. El Índice Nacional de Precios al Productor elaborado por el Inegi refiere que en el primer semestre del 2018, el costo de la construcción residencial en México subió en promedio 6.9% a tasa anual, el más alto para un mismo periodo desde 2009.

 

Sin embargo, recordemos que, por ejemplo, el acero y otros metales incrementaron su precio en las últimas semanas, pero esto es un fenómeno reciente, lo que no hay que perder de vista es que la tendencia de comprar casas usadas no es apenas de este año, más bien se han juntado los factores para que la gente prefiera una casa usada por sobre una nueva.

 

¿Cuáles son las ventajas de comprar una casa usada?

  • El precio y el espacio son mejores: regularmente se obtiene una vivienda más grande por menor precio si lo comparamos con una vivienda nueva.
  • Mejor ubicación: Las casas y departamentos nuevos que ofrecen los desarrolladores en su mayoría están construidos fuera de las zonas urbanas, lo cual les resta atractivo debido a que las personas gastarían más tiempo y dinero en sus traslados al trabajo principalmente. Una casa usada o departamento puede encontrarse en una zona mejor ubicada.
  • El tiempo de entrega es más rápido y puede encontrarse una muy buena oportunidad: por lo regular las desarrolladoras hacen preventa y la entrega es a uno o dos años, durante ese tiempo generalmente se paga el enganche de la vivienda a parcialidades y eso hace que la obtención de la casa o departamento se alargue. En comparación, puede ocurrir que alguien encuentre una vivienda de oportunidad a un buen precio y si todos los documentos están al día, la compra con crédito Infonavit por ejemplo puede cerrarse en un periodo entre dos semanas y un mes.
  • Vida útil garantizada: Por ejemplo, para que Infonavit otorgue un crédito, la casa en cuestión debe tener una vida útil de al menos 30 años y un perito especializado es quien determina esa edad (sin considerar desastres naturales). En el caso de los bancos este requisito es muy similar.

 

Para las diferentes cámaras que representan a constructores de casas, su disminución en ventas se atribuye a lo siguiente:

 

  1. Por el alza de precios de las viviendas nuevas debido al encarecimiento de los materiales de construcción como varilla, asfalto, cemento, etcétera.
  2. Que en general las casas usadas son más baratas.
  3. Que las usadas efectivamente tienen mejor ubicación.
  4. Que desde octubre de 2017 que Infonavit pidió como requisito la revisión del Buró de Crédito, ello ha dejado fuera a siete de cada 10 clientes.
  5. A su decir, la vivienda usada en su mayoría es vivienda reasignada, es decir que los clientes que fueron descalificados para comprar una nueva se están yendo por una usada.

 

El último punto tiene sus matices, pues suena más a que la gente se consuela con una casa usada debido a que no le alcanza para comprar una nueva, sin embargo y como lo hemos venido diciendo, esta tendencia de que la gente prefiere casa usada lleva unos 5 años, y el requisito del buró de crédito por parte de Infonavit no lleva ni un año.

 

La realidad es que una casa usada representa mejor ubicación, mayor espacio en muchos casos, una construcción elaborada con materiales de buena calidad. En este sentido sí es más recomendable en muchos casos y para un número importante de familias comprar una casa usada en lugar de una nueva, pues la relación costo-beneficio puede ser mejor si se sabe buscar una buena propiedad.

 

 

 

Simulador de créditos hipotecarios

Simula tu crédito hipotecario, calcula tu cuota y consigue financiamiento con esta herramienta gratuita.

  • Te haremos preguntas sobre la vivienda que quieres comprar
  • Te ofreceremos los mejores resultados en base a tus respuestas
  • Te resolveremos cualquier duda que te surja sobre tus resultados
  1. #1

    ylera

    Es que siempre las viviendas usadas serán más baratas que las nuevas. Además de que tienes la ventaja que como comprador puedes negociar el precio y en las constructoras son precios fijos.

Scoring hipotecas