El radar financiero durante este año deberá tener un “ojo al gato y otro al garabato”. Existen diferentes temas a los que deberemos estar atentos. En el caso de México más allá de una recuperación económica, en gran parte el crecimiento del Producto Interno Bruto se explicará como un rebote después de la caída más grande del PIB desde la Revolución del siglo pasado.





¿Qué eventos serán relevantes para la economía en 2021?



En cuanto al sector externo seguirá siendo el principal motor para la economía mexicana, así ha sido durante muchos años (a raíz de la firma del TLCAN a mediados de la década de los 90´s). El mercado interno lentamente recobrará fuerza, apoyándose en las remesas, que irá acompañada por una recuperación en el empleo y salario, así como una inflación que se mantendrá en niveles bajos durante este año. 

 

A pesar de las desavenencias económicas, la recaudación de ingresos públicos no tuvo una caída como sucedió en crisis económicas anteriores, en parte gracias a mejores aprovechamientos y el uso de distintos fondos de ahorro existentes, aunque es cierto, que, para este año, una lenta recuperación pondrá mayores escoyos a las finanzas públicas, debido al escaso margen de maniobra. Este seguirá siendo el tema central de atención para las agencias calificadoras. México alcanzó niveles cercanos al 60% de su deuda como porcentaje del PIB, al final de 2020 concluyó alrededor de 54% y para este año, podría ubicarse por debajo de 50% con dos condicionantes: el rebote del PIB y que el tipo de cambio no suba de forma abrupta. Adicionalmente, se logró concluir con un superávit primario, es decir, entró más dinero del que salió.  

 

Hasta hoy las cuentas externas muestran fortaleza del país, con las reservas internacionales en máximos históricos y el riesgo país en niveles cercanos previo al inicio de la pandemia. Por otro lado, es probable que se reduzca el superávit comercial (y de cuenta corriente), lo cual es una buena noticia debido a que implica que existirá una mejora en el mercado interno que vendrá a través de las importaciones. 

 

En términos generales las finanzas del país presentan buena cara ante un entorno muy complejo. A continuación presento los eventos principales internos y externos a los que se tiene que prestar atención este año.



  • Vacuna vs COVID-19. Tiempos para producción masiva y distribución de vacunas. 


  • Recuperación Económica. Velocidad. Recomposición sectorial y cambios estructurales. 


  • Estímulos monetarios y fiscales. Acciones y señales de la FED y del Gobierno norteamericano ante la recuperación económica. 


  • Calificación de Deuda mexicana. Revisión en la calificación de deuda soberana en México (finanzas públicas) y en el mundo. 


  • Gobierno entrante en EEUU. Relaciones comerciales y políticas con el mundo (China) y con México. 


  • Clima electoral. Elecciones de medio término en México. Elecciones importantes en Europa (Alemania). 


  • Brexit. Que pasará en Europa tras finalmente salga Reino Unido de la Unión Europea. 


  • Mercado petrolero. Acuerdos ante los cambios en la demanda y oferta. Desempeño productivo y financiero de PEMEX. 


  • Seguridad. Aumento en la pobreza y posible descontento social. La crisis probablemente haya aumentado la pobreza mundial alrededor en 80 millones de personas. 


  • Ciberataques. Son cada vez más comunes, más dañinos y habrá que seguir manteniendo atención en ellos. 


  • Cambios legislativos. Posibles cambios en la Ley del Banco de México y otras que no sean bien vistas por los mercados.


 
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar