Rankia USA Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal
Acceder
3 recomendaciones

Si eres de las personas que han hecho varios intentos por ser un poco más responsable en tus gastos y deudas, enero es un gran pretexto para intentarlo de nuevo. A diferencia de otros inicios de año, esta vez vas a contar con algunos consejos que espero, te ayuden a finalmente lograr mantener a raya tus deudas y vivir tranquilo en el tema financiero.

 

¿Cómo lograr finanzas sanas?

Lo más importante es querer hacerlo, y si estás leyendo esto, la buena noticia es que ya hiciste la mayor parte del trabajo.

El primer paso es ENTENDER, el hecho de entender algo y mantenerlo organizado, requiere de atención constante, esto aplica no solo para las finanzas personales, sino para cualquier otra cosa, la idea es que entiendas la forma de tener tus ingresos y gastos con un balance sano que te sirva sólo a ti y a tu familia, cada presupuesto es personal (o familiar), si bien, existen porcentajes recomendados para ahorro, gastos, etc, lo recomendable es adaptarlo a las necesidades y recursos de cada persona.

 

El segundo paso es estar dispuesto a invertir TIEMPO, una pequeña parte de tu tiempo libre, deberás destinarlo a la organización de tus gastos y entender tus deudas.

 

Si ya tienes estas dos cosas, entonces estás listo para el tercer paso, la HONESTIDAD, ser honesto contigo mismo es, desde mi punto de vista, el paso donde mayor parte de las personas que tratan de tener fianzas sanas fracasa, ¿por qué crees que pasa esto?, casi siempre se debe a que la capacidad real de gasto de una persona, es menor a lo que realmente podría gastar y ser honesto significa que muy probablemente, tendrás que cambiar tu forma de vida en varios aspectos, tendrás que dejar de consumir cosas que te gustan y que, seguramente realmente no necesitas.

  

Enfoquémonos en el paso 3, “ser honesto contigo mismo”.

Para lograr organizar tu vida financiera, primero debes saber cuánto dinero recibes, recomiendo un plazo mensual porque esto facilita el cumplimiento de pagos de tarjetas de crédito, suscripciones a servicios como teléfono, tv por cable, créditos personales, etc.

 

Escribe el monto total de los ingresos que tienes en el mes, abajo ve escribiendo los gastos fijos (los que debes cumplir sin falta), por ejemplo, renta, tu suscripción de Netflix, la colegiatura de la escuela de tus hijos, etc, no olvides escribir el rubro “AHORRO”, aquí idealmente deberías colocar al menos el 10% de tu ingreso mensual, pero si no te es posible, escribe la mitad, o sea el 5% o lo que consideres que puedes, pero no se vale dejar el espacio en blanco, así sean $10 al mes, lo recomendable es estar generando ahorro. Si ya tienes el hábito de ahorrar, sólo coloca el monto que ya destinas a este rubro.

 

Se vería de la siguiente forma:

 

Ingreso mensual

$13,000

–          renta

$ 3,000

–          Colegiatura

$3,000

–          Netflix

$149

–          Ahorro

$1,000

 

 

En seguida deberás escribir todos esos pequeños pagos que te generan las promociones a meses sin intereses, es importante ir registrando el número de pago en el que vas, de esta forma, puedes ir revisando cada mes tu capacidad para adquirir alguna deuda nueva (sólo en caso de ser necesario).

 

El ejemplo se vería así:

Ingreso mensual

$13,000

–          Renta

$ 3,000

–          Colegiatura

$3,000

–          Netflix

$149

–          Ahorro

$1,000

–          Pantalla (pago 4 de 12)

$800

–          Refrigerador (pago 2 de 6)

$1,200

 

Recuerda el paso 3, ser honesto contigo mismo, así que no omitas ningún gasto mensual que debas hacer obligatoriamente, por pequeño que parezca, debe estar incluido en tu tabla.

 

Si en los próximos meses, tienes pensado comprar a meses sin intereses algún producto, recuerda que siempre es mejor incrementar el monto de ahorro y cuando cuentes con la cantidad completa, comprarlo de contado.

 

Finalmente, en el ejemplo de arriba, al final de los gastos aún queda un monto significativo que sobra y tomando en cuenta que ahora que eres una persona en proceso de tener finanzas personales sanas, ¿cuál crees que es el mejor destino de ese dinero que sobra?, lo óptimo sería que, en la medida de lo posible, eleves tu nivel de ahorro en vez de incrementar tus gastos.

 

Que tu inicio de 2020 sea el mejor, aplicando estos sencillos consejos para que tu economía sea un tema que deje de causarte estrés.

 

“No ahorres lo que te sobra después de gastar. Gasta lo que te sobra después de ahorrar” Warren Buffett

 

Si tienes dudas, con gusto puedo recibir tus dudas en mis redes sociales y juntos revisar lo que te haga falta

 

 

Un abrazo hasta donde estés leyendo esto.

Tania Martínez

Twitter: @Tania_M0

¡Sé el primero en comentar!
Comentar
3 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...