Rankia USA
Acceder
Blog Tarjetas bancarias: crédito, débito, prepago y virtuales

Tarjetas de crédito garantizadas: qué son y para qué sirven

Una tarjeta de crédito garantizada es uno de los primeros pasos que debemos dar para conseguir un historial de crédito favorable en nuestra entidad financiera, con el objetivo de acceder, más adelante, a una mayor variedad de tarjetas, créditos, préstamos.

Trajetas de crédito garantizadas: qué son y para qué sirven

 

¿Qué son las tarjetas de crédito garantizadas?

Una tarjeta de crédito garantizada es una forma de financiación para las personas con un mal historial de crédito, es decir, que no han podido hacer frente a alguno de sus pagos de préstamos pasados, por ejemplo, o para personas que carecen de historial, como lo pueden ser estudiantes que no han pedido nunca antes una tarjeta de crédito, débito u otro tipo. Las tarjetas garantizadas están vinculadas a una cuenta de inversión en lugar de una cuenta corriente, como es el caso de una tarjeta de débito o crédito tradicional. Puedes consultar otros tipos de tarjetas bancarias aquí.

 

¿Para qué sirven?

La utilidad de las tarjetas sin buró es demostrar al banco que podemos hacer frente a nuestros pagos y que tenemos capacidad para acceder a una cartera más amplia y variada de productos que se nos ofrece en una entidad financiera.

La garantía de la que hemos hablado es para el banco, u otra entidad financiera que te ofrezca una tarjeta de crédito garantizada. Este, ante el desconocimiento de tu capacidad de pago (por la falta de historial de crédito o la existencia de uno desfavorable), pide un respaldo, una garantía, de los pagos que tiene. Así, en caso de que la persona no pueda hacer frente a los pagos de la tarjeta vinculada, el banco dispondrá del dinero que se ha depositado como garantía en la cuenta de inversión. Es por ello que no se podrá gastar más dinero en la tarjeta que la cantidad de dinero que se haya depositado en el fondo. Al cabo de un tiempo, que generalmente son 12 o 18 meses, el banco ya conoce tu capacidad de financiación, por lo que si ésta es favorable, tendrás acceso a otro tipo de tarjetas, a la concesión de préstamos, etc.

En conclusión, este tipo de tarjetas es útil para crear o mejorar tu perfil ante una entidad financiera.

 

¿Ofrecen todos los bancos tarjetas de crédito garantizadas?

La respuesta corta es no, no todos los bancos ofrecen tarjetas de crédito garantizadas. Es más, hay pocos bancos que sí las ofrezcan, y estos son el Banco Azteca, el Banco Bajío, Scotiabank y el banco online Albo. Puesto que el banco asume un riesgo al conceder una tarjeta bancaria a alguien que no sabe cuán capaz será de devolver el crédito gastado, siempre piden un fondo de garantía, un dinero que se debe poner en un fondo o cuenta corriente, y no pueden retirar. Esto es así para todos los bancos, menos para Albo, cuyo importe mínimo es muy reducido, y el objetivo de la deposición de ese dinero es activar la tarjeta de crédito garantizada. Hay bancos que no cobran una comisión por el mantenimiento de la cuenta, mientras que otros, como el Banco Bajío sí, pero estas son algunas de las diferencias a tener en cuenta entre los bancos.

Hemos realizado un análisis más extenso sobre las mejores tarjetas garantizadas que podéis consultar aquí, donde encontraréis todas las características importantes y diferencias entre tarjetas bancarias. 

 

 

 

Simulador de tarjetas

Vamos a hacerle algunas preguntas para poder ayudarle a tomar la mejor decisión al elegir una tarjeta. Comparamos entre más de 30 tarjetas de 20 bancos diferentes. Este estudio es gratuito y sin compromiso. Cuando esté listo ¡empezamos!

Empezar 

 

Simulador tarjetas