Mutual Funds
Investment management: Mejores Mutual Funds y ETFs

¿Cómo construir un portfolio diversificado?

Un portfolio es una combinación de títulos que posee una persona o empresa. En primer lugar debemos preguntarnos por qué es necesario diversificar. La respuesta es sencilla, la diversificación disminuye el riesgo del portfolio. Y ¿qué es el riesgo? El riesgo se mide a través de la desviación estandar y representa la variabilidad de la rentabilidad. A mayor desviación estándar, más alejada estará la rentabilidad de su media, más riesgo y mas incertidumbre habrá.
 
Pues bien, diversificar supone reducir la dependencia entre los rendimientos de los activos, y esto conlleva reducir el riesgo. Si elegimos correctamente los títulos que forman el portfolio, es decir, diversificamos adecuadamente, podemos disminuir el riesgo de la inversión. De esta forma, conseguiremos que el riesgo del portfolio sea menor al riesgo de cada uno de los activos que lo componen. ¿Por qué sucede esto? 
 
Porfolio diversificado
 
 
Podemos clasificar el riesgo en dos tipos: diversificable y no diversificable.
  • Diversificable: está representado por factores económicos que afectan a un activo en particular, pero no al resto. Esta es la variabilidad que podemos minimizar.
  • No diversificable: es aquel riesgo común a todos los activo, al mercado en general. No se puede evitar y existirá siempre.
Por tanto, diversificando, estamos reduciendo el riesgo diversificable. Para entenderlo mejor podemos poner un ejemplo con tres casos. Imaginemos dos activos. Uno de ellos es una acción en una empresa petrolífera. Si baja el precio del crudo, está acción se verá perjudicada y afectará negativamente a nuestro portfolio. Si el otro activo fuera una acción en otra empresa petrolífera, afectaría de igual manera, lo que sería nefasto para el portfolio (caso 1). Sin embargo, si la segunda inversión es en una empresa totalmente distinta, a la que no le afecta para nada el precio del petróleo, el impacto global de este hecho sobre el porfolio será menor (caso 3). Por último podemos plantear un caso extremo, dónde no es que no estén relacionados, es que lo están pero a la inversa. Sería el caso en el cual el segundo activo fuera una aerolinea. Si imaginamos la anterior situación, tendríamos una acción a la que afecta negativamente el precio del petróleo, pero ahora tenemos otra a la que afecta positivamente, ya que la bajada en el precio del carburante ahorra costes a la aerolinea y aumenta sus beneficios. De esta manera estamos reduciendo el riesgo (caso 3).
 
En términos más técnicos, podemos decir que estamos hablando de correlaciones, es decir, de relación entre los rendimientos de los activos. La correlación puede ser perfecta positiva (=1), estaríamos en el caso 1; perfecta negativa (=-1), como sucede en el caso 3; o que no haya correlación (=0), caso 2. Dicho de otra manera, la correlación oscila entra -1 y 1.
 
Resumiendo: a menor dependencia entre los rendimientos de los activos, menor riesgo afrontaremos.
 
Para conseguir un porfolio diversificado tenemos que tener en cuenta varias consideraciones. En primer lugar una manera de diversificar es incluir distintas clases de activos: acciones, bonos, materias primas, efectivo, etc. Luego, dentro de cada clase de activo, podemos diversificar igualmente invirtiendo en sectores distintos o diferentes zonas geográficas. 
 
Los mutual fund son un vehículo de inversión que permite obtener un porfolio diversificado, ya que por definición, su función es invertir el conjunto de patrimonio muchos de inversores en valores tales como acciones, bonos, instrumentos del mercado monetario y otros activos similares. De esta forma, al invertirse conjuntamente, es posible montar un portfolio diversificado con muchas clases de activos.
 
Otra opción para conseguir un portfolio diversificado es invertir en los llamados ETFs, que son mutual fund pero que replican el comportamiento de un índice, como podrían ser el Dow Jones y el NASDAQ-100. De esta forma estás adquiriendo activos de forma proporcional a la presencia que tienen dichos activos en el índice.
 
Podemos finalizar con un consejo que sintetiza muy bien esta idea:
No pongas todos los huevos en una misma cesta.

 

Descarga la guía para operar con CFDs

Si quieres conocer todas las claves para comenzar a operar con CFDs aquí podrás descargarte una guía con la información sobre qué son los CFDs, ventajas, riesgos, coberturas, diferencias con acciones y futuros...

Autor del blog

  • Rankia

    Portavoz oficial de la empresa editora de este sitio web Rankia

Envía tu consulta

Últimos comentarios